😷 ¡CUIDATE! #QUEDATEENCASA🏠

De terror

Revela las torturas a las que la sometía su padre para convertirla en un superhumano

Una mujer fue sometida a todo tipo de locuras por su padre alcohólico. Luego contó toda la experiencia en un libro.

Por
Perfil autor
Redacción ElNueve.com
12 de diciembre de 2017 | 13:50

Una mujer ha revelado cómo su padre la torturaba cuando era niña para tratar de convertirla en una "superhumana". Así lo contó la francesa, Maude Julien, quien fue sometida a todo tipo de locuras.

Cuando tenía solo ocho años, Julien se vio obligada a agarrar una cerca eléctrica dos veces por semana sin demostrar ninguna señal de dolor o emoción. Este es uno de los ejemplos de las atrocidades que debía realizar atrapada en una casa aislada en el norte de Francia junto a su “loco y alcohólico” padre.

El hombre, Louis Didier, que padecía seguramente algún desorden mental, consideraba que el mundo iba a terminar y que necesitaba entrenar a su hija para convertirla en la salvadora que lideraría un levantamiento contra el mal.

Por ello, Julien debía encerrarse diariamente en una bodega infestada de ratas para “meditar sobre la muerte”. Además, se vio obligada a realizar pruebas de resistencia brutales que podrían abarcar desde estar colgada al borde de un acantilado o hasta verse beber whisky y caminar en línea recta.

La mujer, que ahora tiene 60 años, contó que no se le permitía ningún contacto humano, ni siquiera un abrazo. Ella dice que aprendió la compasión y calidez de sus compañeros animales: un perro y dos ponies.

"Realmente creo que, sin mis animales, no estaría viva hoy", manifestó Julien al New York Post, a la vez que agregó: "Me dieron contacto físico y calidez porque nadie (en mi familia) podía tocarse en la casa".

La mujer pasó 18 años de su vida siendo abusada física y emocionalmente por su padre: "Definitivamente era un loco y un alcohólico", afirmó. El sujeto pertenecía a un culto de la francmasonería que incursionaba en el ocultismo, según detalló Julien.

Los detalles escalofriantes de esta historia continúan. Julien reveló cómo su padre había adoptado a su madre Jeannine cuando ella tenía solo seis años, y cómo la preparó para convertirla en su esposa. Además, precisió que Didier hizo una fortuna vendiendo material de transporte después de la Segunda Guerra Mundial. Se instalaron en una mansión y comenzó a someterla a experimentos retorcidos para tratar de crear un "superhumano".

Recién cuando tuvo 18 años, Julien pudo escapar su fatal destino y huyó de su casa. En tanto, Didier, falleció a los 79 años en 1981.

A partir de entonces, la mujer narra que pasó a vivir una vida plena, formó una familia y tuvo dos hijas. Ahora es abuela y vive en París.

Sobreponerse no fue fácil y por muchos años se sometió a una intensa terapia para superar esa infancia traumática. Luego, se convirtió en psiquiatra y contó con sus propios pacientes.

Tiempo después escribió sus memorias. Julien manifestó que fue un proceso angustioso, pero a la vez liberador y terapéutico. El libro se lo dedicó a su mamá de quien permanece alejada.

"Ella es una víctima y le envié el libro con una nota", dijo Julien. A la vez que agregó: "Ella no reaccionó directamente, pero escuché a través de intermediarios que tenía miedo y que no estaba feliz de que yo lo hubiera escrito".

Mendoza +

chevron_left
chevron_right

Noticiero 9 +

chevron_left
chevron_right

Viral +

chevron_left
chevron_right

Lo Último