😷 ¡CUIDATE! #QUEDATEENCASA🏠

Gendarmería polémica

Conmoción por el joven que mató Prefectura en un desalojo de ruta

De la misma forma que ocurrió con Santiago Maldonado, ahora un mapuche de 22 años resultó muerto tras un operativo de la fuerza del ejército.

Por Redacción ElNueve.com
26 de noviembre de 2017 | 16:10

Otra vez la Patagonia es centro de un grave incidente. Un joven de 22 años, falleció tras recibir un impacto de bala de plomo en el glúteo, en medio de un incidente con fuerzas de seguridad en Río Negro. Otros cuatro integrantes, se encuentran heridos.

Así como pasó con Santiago Maldonado el 1 de agosto, los agentes trataban de evitar el ingreso de los sujetos al Parque Nacional Nahuel Huapi, donde fueron desalojados el jueves por las fuerzas de seguridad.

Los mapuches reclaman la propiedad de esas tierras que les pertenecen antes de que los europeos conquistaran América y que ahora están a nombre del empresario italiano Luciano Benetton.

Rafael Nahuel murió el sábado tras un incidente entre efectivos de las fuerzas de seguridad e integrantes de una comunidad mapuche en el predio que el jueves pasado había sido desalojado en la zona de Villa Mascardi, cercana a Bariloche, según confirmaron fuentes policiales y hospitalarias.

Durante estos hechos habrían resultado heridos de bala otros cuatro integrantes de la comunidad de Lof Lafken Winkul Mapu, de acuerdo con lo informado por el referente mapuche Luis Pilquiman.

Los incidentes ocurrieron en un sector alto de un cerro del lugar, a 30 kilómetros al sur de Bariloche, y mientras los uniformados que protagonizaron el hecho bajaron al herido más grave para llevarlo de urgencia al hospital zonal de la ciudad, otros se quedaron junto a los otro cuatro para el traslado posterior.

Pilquimán concurrió al hospital junto a numerosos mapuches de distintas comunidades, e indicó que los cuatro heridos "están detenidos", sin que se conozca la gravedad de sus lesiones. "Nos llegó información que habría otro grave, pero no pudimos confirmarlo", señaló.

El hecho se produjo cuando integrantes de la comunidad que escaparon al procedimiento de la policía federal del jueves, en el que más de 300 efectivos detuvieron a cinco mujeres y cuatro chicos, el menor de un año de edad, y que fueron alcanzados y baleados esta mañana por los policías que los rastreaban.

Los uniformados aseguran, sin embargo, que en esa misma búsqueda fueron atacados con piedras por los mapuches que escapaban, y respondieron con munición de goma y plomo.

Alrededor de las 16 del sábado Gendarmería cortó el tránsito "por tiempo indefinido" en la Ruta Nacional 40 en un sector de 60 kilómetros, 12 kilómetros al norte del lugar y 60 al sur, lo que causó una gran aglomeración de vehículos en ambos puntos, debido a que es una ruta de mucho tránsito turístico regional.

El desalojo del jueves fue ordenado por el juez federal Gustavo Villanueva y encabezado por la Policía Federal, a la que asistió Prefectura en el Lago Mascardi y Gendarmería en la ruta nacional.

La Gendarmería, el grupo GEOF de la Policía Federal y el grupo Albatros de la Prefectura habían dado indicios de que la violencia aumentaría. Ese jueves, durante el desalojo detuvieron y precintaron a mujeres y niños que habían ocupado ese predio. Entonces, en el operativo estuvo presente el secretario de Cooperación con los Poderes Judiciales, Ministerios Públicos y Legislaturas del Ministerio de Seguridad, Gonzalo Cané. Se trata del mismo funcionario que el gobierno nacional envió a intervenir en la investigación de la desaparición de Santiago Maldonado.

En medio de la represión, que incluyó disparos de balas de goma, una decena de los mapuches, en su mayoría hombres, huyó hacia el monte cercano para no ser atrapados. Desde entonces no se supo nada de ellos hasta que ayer a la tarde cuatro de ellos bajaron al lugar que habían tomado y volvió la arremetida de las fuerzas de seguridad federales.

Desde la comunidad mapuche señalaron a Prefectura como responsable del operativo que terminó con un muerto y dos heridos. Desde esa fuerza de seguridad negaron haber participado y dijeron que el procedimiento lo realizó el grupo Albatros. 

Luego de finalizado el operativo, el predio desalojado quedó hasta ahora bajo custodia de Prefectura, y esta tarde volvió a intervenir la Policía Federal, Gendarmería y se sumaron efectivos de la Policía de Seguridad Aeronáutica.

Estos son los vehículos oficiales de Gendarmería que están en la zona.

A un día de la muerte de Rafael Nahuel, otros integrantes de la comunidad siguen escondidos en el monte por miedo a la represión. Se teme que entre ellos haya heridos por el operativo de ayer a la tarde.

Moira Millán, la referente mapuche, aseguró que en el monte hay “hermanos desaparecidos” que no están bajando "por temor a represalias”. A pesar de que el juez Gustavo Villanueva aseguró ayer por la noche a miembros de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos que suspendería el accionar de la fuerzas de seguridad, Millán denunció que el operativo policial "es tremendo” y que la zona está cada vez más militarizada.

Rubén Marigo, integrante de la APDH, pidió esta mañana de domingo a toda la comunidad que se acerque al Lago Mascardi para "acompañar a los compañeros que quieren bajar y brindarles garantías". Ayer por la noche, el juez Villanueva se había comprometido a que frenaría la represión en el lugar y que permitiría que miembros de la APDH suban al bosque para “evitar la represión” cuando bajen los mapuches.

La abogada Sonia Ivanoff confirmó que hay además dos personas "detenidas e incomunicadas" en la Policía de Seguridad Aeroportuaria de Bariloche: Fausto Jones Huala el hermano de su defendido (Facundo Jones Huala), y Lautaro Alejandro González. Advirtió que el juez no los deja hablar con nadie porque "ellos serían testigos presenciales de cómo murió el lamien (hermano) Rafael" y aseguró que ayer a la una de la mañana Villanueva "negó que hubiera detenidos".

"Tenemos que proteger a quienes están en carácter de incomunicados y que podrían ser los testigos presenciales de cómo y en qué circunstancias murió Rafael", agregó.

En tanto, la abogada Sofia Bordenave presentó ayer por la noche un hábeas corpus preventivo para evitar que se den más hechos de violencia y "garantizar la libertad física y ambulatoria de todas las personas que están protestando" en las cercanías a la zona de conflicto.

"Requerimos especialmente que se garantice la seguridad ambulatoria de los familiares y los miembros de la comunidad", puntualizó Bordenave minutos después de hacer la presentación ante el juzgado. Además, informó que ya están en contacto con el CELS para que intervengan en el caso.

Noticiero 9 +

chevron_left
chevron_right

Mendoza +

chevron_left
chevron_right

Viral +

chevron_left
chevron_right

Lo Último